El museo en el que cabía todo

El museo en el que cabía todo
Tanto el mejor museo como el más humilde deben contar una historia que dé sentido a lo que vemos, pero también a las personas, sociedades y culturas que hay detrás.

Hace unos meses, la casualidad me llevó hasta un pequeño museo dedicado a un personaje público y, allí, por suerte coincidí con alguien que había tratado al protagonista en torno al cual giraba la exposición.

Excepto un par de objetos, en general la visita no me dijo nada. O, mejor dicho, no me dijo nada bueno:

  1. El museo y el entorno en que se situaba no pegaban. Parecía que, una vez construido en el edificio, habían buscado con qué rellenarlo.
  2. Había tal cantidad de objetos expuestos (de ahí el título de esta entrada) que acabé medio mareada. Demasiado material y pocos elementos explicativos me hicieron sentir infoxicada y desinformada a la vez.

¿Qué salvó mi visita?

Sin duda, la presencia una persona que pudo aportar contexto e interpretar lo que yo estaba viendo. Sin saberlo, ella convirtió al protagonista de la muestra en protagonista de una historia, y fue ese relato el que me permitió entender lo que observaba.

Los pocos paneles del recinto contenían datos básicos (fecha y lugar de nacimiento del protagonista, estudios…) Pero no revelaban algo más importante: cómo determinados sucesos habían impactado al personaje público hasta el punto de marcar su vida, obra y manera de trabajar.

La valiosa información, aportada por el visitante con el que coincidí, me fue mil veces más útil que el hecho de observar, una a una, cientos de piezas expuestas en vitrinas.

Creo que un museo no debe ser el bolso de Mary Poppins, donde todo cabe. No se trata de mostrar objetos, sino de contar historias que ayuden a comprender y valorar lo que vemos y también algo que va más allá: las personas, sociedades y culturas a las que representan.

¿Acaso esto no es útil para el turismo y para las propias comunidades locales?

2 comentarios en “El museo en el que cabía todo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s